Carta editorial: Abandonando la búsqueda de la perfección
Ediciones

Carta editorial: Abandonando la búsqueda de la perfección

Una invitación a estar más conscientes del presente.

Embarcarse en el proceso de hacer un cambio en nuestra vida puede sentirse desafiante, y hasta darnos un poco de miedo: ¿cómo lograré convertirme en esa persona que quiero ser, si hay tanto camino por recorrer para llegar hasta ahí? La respuesta es paso a paso, no hay otra forma. Al menos esa ha sido mi experiencia, y confieso que −sobre todo en la era de las redes sociales y los perfiles “perfectamente coherentes”− sentí mucha inseguridad al empezar un nuevo camino. 

Cuando empecé Franca, hace poco más de 3 años atrás, pensamientos como “mi clóset no es perfectamente sustentable, ¿cómo entonces voy a empezar a hablar de este tema?”, o “hay otras personas que viven mucho más ecofriendly que yo, entonces mi experiencia es menos relevante” y hasta reproches como “te equivocaste otra vez, no eres lo suficientemente __________ (rellene con el adjetivo verde, espiritual y/o de realización personal que más le identifique)” venían una y otra vez a mi cabeza, generando un miedo de actuar que, gracias a lindas conversaciones y una trabajosa autoconfianza, no permití que paralizaran mi camino. Y hoy espero que tampoco paralicen el tuyo.

Me encantaría tener un estilo de vida 100% sustentable, lento, un buen vivir, pero a pesar de que le pongo mucho empeño, a veces me tiento con algo que no necesito realmente, uso el auto más de lo que quisiera, y no he logrado eliminar el basurero de mi casa, entre muchas cosas más. Pero ¿eso invalida todo lo que sí he aprendido, los hábitos que he cambiado, lo mucho que aún quiero seguir aprendiendo, las personas maravillosas que he conocido en el camino y el hecho de que puedo compartir mi experiencia para que otros también se motiven? Creo que no. De hecho, estoy segura.

Por eso, repite conmigo (lo siento, amo estas frases tipo autoayuda): no tengo por qué saber todo sobre un tema o cambio de hábito que quiera hacer, me puedo y voy a “equivocar” en el camino, pero es solo a través de esa experiencia que podré vivirlo y compartirlo con otros. ¿Qué tal si nos sacudimos de las comparaciones que nos distraen, de las etiquetas que nos limitan y nos sentimos orgullosas de las resoluciones que hemos hecho hasta ahora? ¿Y si por otro lado, dejamos de apuntar con el dedo a alguien que “no lo hizo lo suficientemente bien”?

Si hemos llegado a preguntarnos por nuestro estilo de vida, hábitos de consumo y/o autocuidado, tipos de relaciones que cultivamos o cualquier otra inquietud, es porque de una u otra forma queremos ser una mejor versión de nosotras mismas, y eso es un trabajo constante.

Con nuestras intenciones 2020 miramos marzo con como una nueva oportunidad de inicio, una donde nos volvemos a activar y poner en marcha eso que queremos manifestar este año. Por eso, la invitación con la que inicia esta nueva edición de Franca. Magazine es a vivir el proceso de acercarse a lo que cada una quiere ser (más activista, zero waste, mínimal, etc.) desde el presente, y más allá de la perfección, porque −aceptémoslo− la vida es más compleja y hermosa que un perfecto feed de Instagram.

¡Descarga tu wallpaper del mes! (siempre es bueno tener un recordatorio lindo que nos recuerde por qué hacemos lo que hacemos, ¿no?)

Versión mobile

Versión escritorio

Etiquetas:

Javiera Amengual

Directora

Psicóloga y Gestora Cultural UC, pero demasiado curiosa para quedarse solo ahí. El año 2016 funda Franca. plataforma online de moda y estilo de vida slow. Sibarita amateur, amante de la estética y aprendiz de astróloga. @jamengual

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *