Lauren Singer
Mujer Franca.

Lauren Singer

Representante del movimiento zero waste a nivel mundial.

Ambientalista y activista anti-fracking durante sus años universitarios, Lauren Singer es quizás mejor conocida por ser la fundadora del blog Trash is for Tossers y la creadora y directora de la tienda Package Free Shop.

Desde 2012, Lauren es pionera y una de las representantes del movimiento zero waste, que impulsa a las personas a vivir de manera más consciente reduciendo al mínimo su generación de basura. 

Sus inicios con el movimiento zero waste –cuenta en una charla TED– empezaron un día que llegó a su casa enojada por las que consideraba acciones contradictorias de algunos de sus compañeros de clase en la carrera de Estudios Ambientales de la Universidad de Nueva York. A pesar de estar estudiando cómo cambiar el mundo y revertir la crisis climática, seguían ocupando utensilios, platos y botellas de plástico para la comida que llevaban a la universidad. Y esto a ella no le terminaba de cerrar. Ya en su casa, Lauren decidió cocinar para levantar su ánimo. Pero al abrir el refrigerador se dio cuenta de que este también estaba lleno de envoltorios de plástico. Desde ese momento decidió eliminar el plástico de su vida. “No solo tenía que amar el ambiente, sino también vivir como quien ama el ambiente”, ha dicho. Y se podría decir que lo ha logrado con éxito: en los últimos ocho años la cantidad de basura que ha producido cabe toda en un frasco de 450 gramos. 

Después de haberse graduado de la universidad en 2013, Lauren empezó a trabajar como Jefa de Sustentabilidad en el Departamento de Protección Ambiental de Nueva York. Poco después fundó la plataforma Trash is for Tossers, líder en temas zero waste, con la cual demuestra que llevar un estilo de vida con poca o cero basura no solo es posible, sino también divertido. 

Con el objetivo de ayudar a las personas a llevar una vida zero waste, Lauren dejó su trabajo en 2014 y lanzó, gracias a Kickstarter, la marca de productos de limpieza The Simply Co. Esta se describe como una compañía que “tiene en cuenta la salud de nuestras casas, nuestros cuerpos y el ambiente”. Con este proyecto, abrió una conversación sobre los químicos industriales usados en productos como el detergente para la ropa, que no son apropiadamente testeados en Estados Unidos, ya que la legislación no obliga a los productores de artículos de limpieza a enlistar todos los ingredientes. Por tanto, algunos productos de uso doméstico pueden contener componentes tóxicos de los que los consumidores podrían ni siquiera enterarse. 

Ya en 2017, decidió fundar la tienda pop-up Package Free para ofrecer al público algunos de los productos basura cero que ella misma suele ocupar. Por su éxito en un espacio temporal en Williamsburg, Brooklyn, la tienda se ha instalado definitivamente en Grand Street y se ha vuelto un ecommerce activo a nivel mundial.

Lauren Singer ha logrado convencer miles de personas a intentar acercarse a un estilo de vida zero waste. Y, gracias a su trabajo en Package Free Shop, reporta haber evitado que 100 millones de pedazos de basura terminaran en vertederos en Estados Unidos. En 2020, Lauren fue destacada como una de los 30 emprendedores sociales con menos de 30 años por la revista Forbes y su lista 30 Under 30

Si te interesa empezar a reducir la cantidad de basura que produces desde ya, Lauren suele compartir estos posibles primeros pasos a seguir: lo primero es evaluar todo lo que usamos de forma regular. Este proceso es importante, dice, para ver la diferencia entre lo que realmente necesitamos y la cantidad de cosas que guardamos sin necesitarlas o usarlas. Después de haber analizado nuestra situación, hay que empezar a invertir en alternativas sustentables, sobre todo de larga duración, que puedan sustituir a los objetos desechables que usamos más frecuentemente, como botellas reutilizables, frascos de vidrio, bombillas de acero, cubiertos de bambú, etc. 

Este es un proceso largo, y no se trata de botar lo que ya tenemos y sí sirve, sino de dejar de consumir nuevos productos que generen la basura que intentamos no producir. Aun así, como en toda transición la planificación es clave: si somos capaces de programar nuestros consumos (por ejemplo, las compras semanales) estaremos más preparados (llevando bolsas reutilizables, yendo a comprar a granel, etc.), y finalmente produciremos menos basura. 

Ilustración de portada por Sol Paperán
Imagen interior vía Chalkboard Mag

Fuentes:
Doré | Trash is for Tossers | Treedom | Studio26

Etiquetas:

Valentina Ascolani

Italiana, titulada con pasión en idiomas y comunicación, habla alemán, portugués, inglés, español e italiano, obvio. Ama intensamente los viajes, los libros y el café. Está en transición, con altos y bajos, hacia una vida con menos basura. @valentina_as

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *